Continúa el reclamo Qom

Por José Luis Parra
Luego de varios meses de acampe en plena Avenida 9 de Julio de la ciudad de Buenos Aires, de ser reprimidos por el gobierno de Formosa y negados por distintos funcionarios del Poder Ejecutivo Nacional, la comunidad Qom de La Primavera (provincia de Formosa) continúa en su plan de lucha que incluye una huelga de hambre en reclamo de sus reivindicaciones.
Uno de sus pedidos es que les sean devueltas las tierras -de posesión ancestral- de las que fueron desalojados en noviembre de 2010 mediante una represión policial en la que murió Roberto López, uno de los movilizados. Durante el hecho, fueron incendiadas viviendas y documentos de identidad y hubo numerosos heridos y detenidos. También se produjo la muerte de un policía provincial.
La medida de acampe trasladada a Buenos Aires se profundizó en esta semana con la huelga de hambre y un corte parcial en la Avenida 9 de Julio y Avenida de Mayo.



Esta presencia en la capital argentina se fortaleció al conocerse la resolución de La Cámara Federal de Apelaciones de Resistencia, que declaró la competencia originaria de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en la causa iniciada ante el Juzgado Federal Nº 1 de Formosa por la comunidad indígena qom (toba) “La Primavera” para “dirimir el conflicto de tierras suscitado al ser privados u obstaculizados en la plena disposición de las mismas y de las cuales se dicen propietarios”.
La medida se justificó en que el Estado Nacional es el “principal garante de las tierras que pertenecen a los accionantes y como custodio del Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo sobre pueblos indígenas y tribales, según la ley 24.071″.

Esta fuerte demanda -con su gran cobertura en los medios nacionales- no logra minimizar o tapar otros reclamos que se suceden en diversos ámbitos de la provincia de Formosa.
Los cortes de rutas en la provincia se multiplicaron, especialmente por pedidos de tierras y viviendas, así como mejoras en la atención sanitaria.
Así, los últimos piquetes se produjeron en las localidades de Subteniente Perín y Bartolomé de Las Casas.

En comunicación radial (Radio Uno), el cacique Darío Pérez -cacique de la comunidad Riacho de Oro de la localidad de Perín- señaló que “cortamos la ruta 95 a la altura de la colonia Riacho de Oro de Subteniente Perín y el motivo principal por el que se convocó a la gente acá es por un agente sanitario indígena. Hace tres años vino la gente del Misterio de Desarrollo Humano a habilitar una sala en la comunidad y nuestro pedido era justamente la habilitación de una sala de primeros auxilios en la comunidad y la contratación de un enfermero… y lo que hizo el Ministerio fue contratar a la enfermera universitaria y dejó de lado al agente indígena, que por 8 meses estuvo trabajando y nunca pudo cobrar”.
Además indicó que el reclamo llevaba tres años y las sucesivas notas formales al Ministerio de Desarrollo Humano “nunca tuvieron respuestas”.
Pérez manifestó además que “se suma el problema de la directora del hospital que justamente es una de las que discriminaba a la gente indígena y no cumplió el compromiso que hizo Desarrollo Humano, que era brindar atención cada 15 días a la población de la comunidad porque muchos de ellos padecen la enfermedad de la tuberculosis o desnutrición”, porque “aunque se quiera ocultar, existen casos de tuberculosis y desnutrición en los niños”.
En el informe, Radio Uno describió el escenario en el que el Hospital de Perín sólo tiene dos médicos para las 8 comunidades de pueblos originarios que cuentan con más de 4.000 personas y la localidad de Perín, con otras 1.200.

Pueblos originarios fuera del sistema y en la ilegalidad
Como ocurriera tantas veces a lo largo de la historia de la Conquista de América, los apropiadores de la tierra controlan el poder del Estado y justifican la legalidad de sus acciones a partir de las normas jurídicas impuestas por la fuerza de la misma conquista.
Luego, los despojados, sometidos por la fuerza a esas leyes, se ven imposibilitados de reclamar lo que les pertenece. Si se presentan en forma pacífica no son escuchados y se los deriva de oficina en oficina, de funcionario en funcionario. Si reclaman en voz alta son acusados de violentos. Si cortan una ruta, son desalojados por la fuerza pública con el argumento de defender el orden constitucional (libertad de circulación).

Así parece pensar el defensor del pueblo (ombudsman formoseño) Dr. Leonardo Gialucca, quien se manifestó públicamente afirmando que “a esta altura de la circunstancia, la reacción de los manifestantes que mantienen cortada la Ruta 11 resulta desmedida, injustificada y fuera de todo razonamiento, que demuestra que existe una absoluta confusión y una dispersión en el pedido que están planteando.
Aseguró que se estaban “agilizando procesalmente a través del Juzgado Federal Nº 2 los distintos oficios para que el Ministerio de Seguridad y Derechos Humanos de la Nación autorice el desalojo”.
Afirmó además que “Gendarmería tendría que actuar con mayor celeridad y rigor porque no es posible que en una protesta social donde se comete un delito, la fuerza competente no actúe”.
Por último, y para que quedara claro su posición en defensa de los derechos civiles, afirmó que “sabemos que es un tramite engorroso pero creo que la gendarmería tendría que actuar sin tener que esperar que la justicia actúe en estos casos, porque esta protesta social es un delito que está afectando a miles y miles de argentinos. En esto hay que diferenciar la protesta social donde no se comete un delito y la otra donde sí…”.

Dos miradas contradictorias
La forma en que se observa la realidad en relación a los derechos sobre la tierra o el acceso a los servicios de salud se verifica también en lo referente al desarrollo y el reparto de la riqueza.
Así, mientras para los sectores populares, especialmente los pueblos originarios, crecen los males del subdesarrollo, la falta de empleo, la pobreza, la desnutrición, la tuberculosis… los indicadores exhibidos por empresarios y funcionarios de los gobiernos confirman el crecimiento, la recuperación de la economía y las mayores ganancias que obtienen.
En una reciente visita a la provincia, en oportunidad de dirigirse a industriales locales, la Ministra de Industria de la Nación Débora Giorgi alabó la fuerte recuperación que exhibe Formosa en los indicadores correspondientes a sus diferentes áreas y afirmó que el Estado Nacional continuará acompañando a los empresarios a través de políticas activas que se coordinan con el Estado provincial.
Comparó “cómo la Formosa 2011 es muy distinta a la del año 2003″, y destacó “la fuerte recuperación en los indicadores de todas las áreas que corresponden a la provincia, y no menor es que hay mejores perspectivas de crecimiento en el futuro”.
A modo de ejemplo mencionó el aumento de la producción ganadera y ponderó los apoyos financieros para las diferentes áreas productivas.
La Ministra señaló “las importantes obras como de manejo hídrico, educativas, en salud y muchas otras que hacen a mejorar la vida de los ciudadanos”.

¿Podría la Ministra, sin abochornarse, enfrentar a los pueblos originarios y recitarles el mismo discurso que tuvo para con los empresarios?

Otro funcionario que aportó en estos días su mirada occidental fue el ministro de la Producción y Ambiente de Formosa, Raúl Quintana.
Durante el lanzamiento del Plan Nacional de Ganadería presentado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en la Casa de Gobierno en Buenos Aires, resaltó que “estamos viviendo el mejor momento de la ganadería, con una perspectiva de desarrollo histórica en cuanto a los precios y a la evolución de los rodeos”.
También se mostró eufórico al señalar que “estamos viendo cómo vamos a recibir este financiamiento que la Nación nos ofrece a las provincias. Tenemos que evaluar si lo vamos a hacer únicamente por el Banco Nación o por el Provincia, o si nos van a permitir hacerlo a través del FONFIPRO, ya que este financiamiento es un subsidio de una tasa muy importante que hace que el crédito quede a un 9 por ciento, algo realmente muy beneficioso”.
Al fin, sinceró su discurso, al afirmar que para hablar de tal financiación se cursó invitación a los presidentes de las Sociedades Rurales, debido a que “nuestro estilo de generación de política activa es desde el Poder Ejecutivo consensuando siempre con el sector con el que se trabaja”.

Queda claro que el gobierno de la provincia de Formosa trabaja con los sectores más reaccionarios, beneficiándolos con el tratamiento de amigos, con la información, la facilitación de créditos o directamente con el uso de la fuerza pública para el desalojo de quienes interfieren en los “buenos negocios” que han hecho abultar los indicadores macro económicos y los bolsillos de una minoría favorecida.

Como afirmara Adolfo Pérez Esquivel en diciembre de 2010:
“En Formosa, el caso de la Comunidad Primavera del los Qom, algunos representantes están en Buenos Aires, reclamando sus derechos, no los escuchan, no quieren verlos, los tratan como “no personas”. El gobernador de Formosa explota y discrimina, es responsable de los asesinatos y xenofobia contra los pueblos originarios, lo mismo ocurre en Salta, Jujuy, Tucumán. El gobierno nacional guarda silencio cuando son sus aliados. Es hora que despierte a la realidad que vive el país y tome decisiones concretas.

En Misiones las noticias son trágicas. La muerte por hambre, desnutrición, destrucción de la biodiversidad, no son noticia para los grandes medios, ni para el gobierno. Un neonazi, Biondini, apoya a Macri, el escritor Marcos Aguinis reclama mano dura para poner fin a los conflictos, no para resolverlos con justicia. En pocos días los cristianos celebraremos la Navidad; cada uno desde su comprensión y creencia. Es necesario reflexionar, pensar y actuar. Debemos aprender a compartir el pan que alimenta el cuerpo y el espíritu, la necesidad que en cada hogar de la Patria Grande, de nuestra América mestiza, podamos superar y desterrar la xenofobia,la intolerancia, la discriminación.

Debemos derribar los muros que nos dividen, separan y enfrentan. Sabemos que los muros más duros de derribar son los que tenemos en la mente y el corazón. Los problemas que vive el país no se resuelven con más policías, y la llamada “seguridad”. Los desafíos son grandes y es necesaria mucha serenidad y sabiduría para saber por donde caminar”.

Fuentes:
– Diario El comercial, 29 de abril de 2011
– Lapacho, Canal 11 de Formosa, 12 de Abril de 2011
– Diario Norte, Resistencia, Chaco, 29 de Abril de 2011
– Diario El comercial, 29 de abril de 2011
– FM Nueva provincia. Formosa

Deje su comentario

Su comentario


4 + 4 =